Feeds:
Antradas
Comentairos

Posts Tagged ‘Carlos González de Posada’

La charra lleva’l nome de ‘Léxicos y diccionarios de asturiano en los siglos XVIII y XIX’ y pon el ramu al ciclu ‘Palabres d’Asturies, testigos d’historia’ que coordina’l SFA.

Xuan Carlos Busto Cortina va facer una revisión crítica de los vocabularios y diccionarios d’esta época, dalgunos namái proyeutos. El percorríu del profesor universitariu va comenzar pol primer pallabreru conocíu, les voces recoyíes pol cardenal Cienfuegos, pa depués tratar sobre aquellos que surden nel entornu de Gaspar Melchor de Xovellanos, como los de Francisco de Paula Caveda y Carlos González de Posada, y de los grandes proyeutos lexicográficos de Junquera Huergo.

(more…)

Advertisements

Read Full Post »

PABLO BATALLA CUETO

«Bable» no era un término despectivo cuando, a finales de los setenta y principios de los ochenta, Asturias comenzó a llenarse de pintadas que exigían la oficialidad de la lengua asturiana llamándola precisamente así: bable, un término de origen incierto pero que ya se utilizaba en tiempos de Jovellanos. Al «idioma asturiano que allí dicen Vable» se refería Carlos González de Posada en 1794 en sus Memorias históricas de Asturias; y cuando, en 1974, un grupo de escritores decidió asociarse para promover la dignificación del idioma autóctono de Asturias a través de las páginas de la revista Asturias Semanal, fue Conceyu Bable el nombre que dieron a la sección de la que se ocupaban, a través de la cual irían sentándose las bases de la actual norma culta de la llingua, basada en el asturiano central; y que luego se convertiría en una activa asociación. Antes, en 1969, José León Delestal había fundado una asociación llamada Amigos del Bable, y en 1973 una Asamblea Regional del Bable presidida por Emilio Alarcos había plantado la semilla de lo que más tarde sería el Surdimientu: una eclosión literaria en lengua asturiana liderada por Xosé Lluis García Arias, Xuan Xosé Sánchez Vicente y Lluis Xabel Álvarez, quienes más tarde acaudillarían Conceyu Bable.

Hoy, el diccionario de la Academia de la Llingua Asturiana sigue definiendo la voz bable como «asturianu, llingua d’Asturies» y no hace indicación alguna que se refiera a un presunto carácter despectivo; y las ordenanzas que, en algunos concejos asturianos, han ido acercando a la llingua al estatus de oficialidad, suelen referirse a ella con la doble denominación bable/asturiano, tal como también lo hace el Estatuto de Autonomía. Sin embargo, el término fue adquiriendo con el tiempo un carácter despectivo. Es exclusivamente así, bable, como se refieren hoy a la lengua de Asturias -negándole tal condición- quienes se oponen a su dignificación. Tal es el caso del colectivo de agitación y propaganda neoliberal Club de los Viernes, vinculado al partido ultraderechista Vox y que acaba de lanzar una activa plataforma en redes sociales, «Cooficialidad No», que se opone con formas soeces a la oficialidad del asturiano. Por otro lado, colectivos de defensa del asturiano como la Xunta pola Defensa de la Llingua Asturiana rechazan explícitamente el uso de la voz bable.

(more…)

Read Full Post »

ANDREU BARNILS

Xuan Bello (1965) és un dels grans escriptors en llengua asturiana. Poeta, assagista, prosista, la seva obra ha estat traduïda a multitud d’idiomes, sobretot Historia universal de Paniceiros (2002). Bello visita Barcelona aquests dies, convidat per la prestigiosa Smithsonian Institution dels EUA, i el Grup d’Estudi de Llengües Amenaçades (GELA) en un seminari per a parlar de la salut de diverses llengües europees. És membre de l’Acadèmia de la Llengua Asturiana i viu en un poblet de 250 habitants. A casa seva escriu i fa un programa de televisió, ‘Clave de fondo‘. Periodista durant molts anys, en aquesta entrevista acaba parlant de Javier Fernández, president d’Astúries i de la gestora del PSOE, que Xuan Bello coneix bé i de prop. Però comença parlant de llengua.

Punts forts i febles de la llengua asturiana?
Un català que visiti Astúries pot pensar que l’asturià és una llengua secreta perquè tothom se li adreçarà en castellà. Però entre la gent sí que es parla l’asturià. A Astúries som un milió d’habitants i devem ser uns 600.000 parlants. Però se n’hi ha d’afegir uns 70.000 de Lleó, 20.000 de Zamora i 30.000 de Miranda do Ouro (Portugal). A Europa el cas de l’asturià presenta indicis de salvar-se perquè l’oralitat no s’hi ha vist mai interceptada, tot i que ara comencem a témer que la transmissió lingüística no funcioni del tot bé. Però tampoc no funcionava a la meva generació. Els meus pares no em van transmetre la llengua. El sistema educatiu, tampoc. I, així i tot, bé el parlo. Ser massa pessimista tampoc no ens acostaa la realitat. El punt feble és la invisibilitat. El govern, en aquests quaranta anys d’autonomia, no ha fet gran cosa per a fer-lo visible. No n’ha valorat el fet cultural. Però aquests quaranta anys d’amor no han estat estèrils del tot. El 1982, quan vaig començar a militar en la causa, cada dia per esmorzar menjàvem titulars d’alguns lingüistes que ens deien que l’asturià no era una llengua. Doncs ara el prejudici contra l’asturià s’ha superat. Hi ha lectures més positives, ara, i no s’entén que l’asturià no sigui present en segons quins espais. Com per exemple, les esglésies. Per alguna cosa es comença. A Catalunya va passar igual: a Pujol el detenen perquè anava a missa en català. Fins i tot el govern sap que en alguns actes han de parlar en asturià.

(more…)

Read Full Post »

“No todos los asturianistas respiramos de la misma manera”

PABLO BATALLA CUETO

En el departamento de Ramón d’Andrés hay tres caricaturas de Mahoma —una de Charlie Hebdo, otra del Jyllands Posten y una de El Jueves— enmarcadas y colgadas de la única pared dejada libre por tres estanterías repletas de libros, clasificados con etiquetas que dicen «Surdimientu», «Llatín», «Dialectoloxía» o «Vascu». Por una blasfemia, la de sostener que la lengua de los confines occidentales de Asturias es el gallego, pesa sobre este hombre de ciencia una fetua lanzada hace algunos años por ciertos compañeros de trinchera asturianista, celosos de unos dogmas que D’Andrés no suscribe y cuestiona con montañas de datos estadísticos recabados en un magno proyecto que dirige desde 2000: el ETLEN, Estudio de la Transición Lingüística en la zona Eo-Navia. Por otra blasfemia, la de escribir la primera tesis doctoral en lengua asturiana de toda la historia de la Universidad de Oviedo, fue protagonista en 1987 de otra famosa fetua lanzada por un ilustre muftí: don Emilio Alarcos Llorach, ya por entonces inmerso en una ardiente cruzada antiasturianista. Por otra blasfemia más, ser jefe de la Oficina de Política Lingüística del segundo gobierno Areces, y considerar digno de su esfuerzo y su alegría cualquier avance, por limitado que sea, en el camino de la normalización de la llingua, es también persona non grata en ciertos cenáculos. Nada define mejor, en cualquier caso, al hijo del escritor Mánfer de la Llera que su producción bibliográfica, en la cual estudios sobre el léxico minero asturiano, el neutro de materia, el uso de non y nun o la influencia eusquérica en las jergas gremiales asturianas se alternan con obras más divulgativas en las cuales desmonta uno por uno todos los argumentos que emplean los contrarios a una oficialidá que él defiende sinceramente recordando a la vez que no es una panacea automática y que el trabajo de recuperación lingüística debe hacerse día a día y nada o casi nada impide hacerlo dentro del marco legislativo actual.

(more…)

Read Full Post »

MÓNICA ARRIZABALAGA ARRIZABALAGA

La decisión del Gobierno asturiano de obligar desde este curso a los alumnos de Primaria a escoger como asignatura de libre configuración autónomica entre Lengua Asturiana o Cultura Asturiana, desoyendo a las familias que reclamaban la posibilidad de cursar una segunda lengua extranjera como francés o alemán, ha colocado el bable en el centro de una discusión en la que la misma lengua se ve perjudicada. «En las polémicas el asturiano siempre sale perdiendo», asegura Ramón de Andrés Díaz, profesor de Filología Española de la Universidad de Oviedo.

En Asturias hablan bable unas 200.000 personas, el 20% de la población. Es una lengua minoritaria que, a juicio de este investigador de Filología asturiana, se va diluyendo en el castellano. Su porvenir dependerá de si los ciudadanos de Asturias creen en ella, «si no es así, no tendrá futuro, aunque los políticos y las leyes digan otra cosa», asegura. Y la sociedad asturiana, a su juicio, «no parece apostar por un uso instrumental y vehicular» de esta lengua romance de la que se tienen noticias desde el siglo XVII.

¿Cuáles son las primeras referencias al «bable»? ¿Se hablaba entonces más o menos que ahora?
El historiador benedictino Luis Alfonso de Carvallo ya habla de la «lengua asturiana» a comienzos del siglo XVII. Ahora bien, la primera mención del término bable es del intelectual ilustrado Carlos González de Posada, amigo y colaborador de Gaspar Melchor de Jovellanos. Posada escribe en 1794: «Idioma asturiano que allí dicen vable» (aparece escrito con «v», vable, en una época sin regularización ortográfica, pero inmediatamente las menciones aparecen como bable). A partir de Posada, y ya en su misma época -comenzando por el propio Jovellanos-, el uso de bable es bastante común. Ahora bien: hay que precisar que bable siempre ha sido una denominación confinada al uso erudito, académico, intelectual, literario. El pueblo llano siempre se ha referido a su habla o lengua como asturianu o asturiano (según las zonas geográficas); esto se ve perfectamente en el mapa correspondiente del Atlas Lingüístico de la Península Ibérica, confeccionado en los años 30 del s. XX. De esto doy plena fe en el uso doméstico en el que me crié: siempre dijimos asturianu. En un estudio que hice en 1985, comprobé lo que era una sospecha: que asturianu es el nombre que la gente da a su habla, y bable (que es una denominación también conocida) se reserva más bien para el uso elaborado, escrito o académico de la lengua: algo así como «yo hablo asturianu y me gusta la poesía en bable».

(more…)

Read Full Post »

ANTÓN GARCÍA

Faigamos recuentu: d’Antón de Marirreguera nun conocemos nin una sola obra autógrafa, nin se conserva papel nenguno escrito pela so mano (nin siquiera nos llibros sagramentales de les parroquies onde ofició de cura, porque se perdieron na última guerra). Los ilustraos que lu estudiaron nel sieglu XVIII apúrrennos datos a veces contradictorios, pero nin un solu encontu documental: naide copia la so partida de bautismu o defunción, nun hai testimoniu contemporaniu que nos fale d’él, y si sabemos qu’en 1639 ganó un premiu col so poema a les cenices de Santa Olaya ye porque esos ilustraos y los sos fíos nos tresmitieron lo que vieron nun manuscritu d’Andrés Mendo, xesuita. El retratu que conocemos de Marirreguera ye modernu y débese al taller creativu de Jesús Evaristo Casariego, el so Archivo Gráfico Universal, al que namás hai qu’echa-y en cara que nun-y sacara más rendimientu, falsificando al por mayor la iconografía asturiana del Renacimientu p’acá.

Xulio Viejo estudia con detención, en 1997, too lo que nos llegó de Marirreguera y da la impresión de que s’afrella contra la muria ilustrada: poques coses hai, cásique nenguna, que nun lleguen a nós ensin pasar pela peñera de Carlos González de Posada. Viejo párase llargamente a desentellizar la posibilidá de que’l poeta usara l’apellíu González y tamién Álvarez o Álvari, que pudo ser el del padre, pol que dacuando lu cita Posada, colo que l’arcipreste de Carreño amiya envolubráu nuna borrina histórica sorprendente si tenemos en cuenta que namás nos separen d’ellí cuatrocientos años. Llegónos a través de Posada la lleenda de que tando pa morrer mandó al sobrín, el tamién cura Xuan Rodríguez Reguera, quemar un paxu enllenu de manuscritos qu’había baxo la cama, esmolecíu pola fama póstuma: “Nun se diga qu’un cura s’entretuvo nesto”, “aludiendo -diz Posada- a que eran obras profanas” y describíen cualquier tema con demasiada naturalidá, hasta la luxuria. (more…)

Read Full Post »

XUAN CARLOS BUSTO

Los venti años caberos del sieglu XVIII vieren un esporpolle ensin precedentes de poetes n’asturianu que componen un grupu xeneracional, allugáu al rodiu de Xovellanos, de nacíos ente 1742, en que naz Benito de l’Auxa, y 1751, cuando lo fai Balvidares, onde tamién s’incluyen los nomes de Bruno Fernández Cepeda (1744), coetaniu de Xovellanos, de Xosefa Xovellanos (1745), de la mesma edá que Carlos González de Posada y de Xuan González Villar (1746). Ente toos ellos establécense rellaciones personales y lliteraries, y un interés común pola llingüa asturiana, por facer d’ella un instrumentu amañosu de creación poética.

Ente Xovellanos, Posada y Auxa mediaríen fuertes llazos d’amistá (familiares tamién nestos últimos) que duraren hasta los sos postreros dis, con alcuentros ente ellos en puntos tan estremaos como Madrid, Asturies o Mallorca, inclusive banciando (nesti últimu llugar) per ente les abegoses circunstancies del destierru. En rellación con estos tres, munches vegaes aconceyaos en Carrió, en Candás o en Lluanco, afayámonos cola figura de Xuan Gonzalez Villar, autor de La Xudit, emponderáu por Carlos González de Posada que lu consideraba «tal vez el mayor literato que tenemos». Toos ellos xunen, a la so afición pol bable, otros intereses como la historia y los documentos medievales, la lliteratura y la mitoloxía grecollatines, que queden bien patentes nes sos poesíes, de calter munchu más elitista, tantu dende lo formal (cola so preferencia pola octava real) como dende lo temáticu (pola abondancia de referencies cultes). (more…)

Read Full Post »

Older Posts »