Feeds:
Antradas
Comentairos

Posts Tagged ‘Xosé Lluis Campal’

XOSÉ LLUÍS CAMPAL, miembru del RIDEA

Caltenía Pachín de Melás, nos años finales d’una vida que diría esforoñase dafechu na cárcele del Cotu’l 6 de marzu de 1938, que l’olvidu yera una tupía talaraña qu’escuaxaringaría bien ceo tolo algamao, arrequexándolo nun solláu de pantasmales desidies; esi olvidu, dicía, “que tapa la vida luchadora de ansias, de inquietud”. L’eruditu Patricio Adúriz Pérez, en 1978, rescató eses llastimeres confesiones –premonitories hasta ciertu grau polo que-y tocaría– nuna monografía exemplar na que, primero que naide, fexo un repás concenciosu y documentáu (flor que nun se da muncho perequí) sobre la estatura lliteraria d’Emilio Robles Muñiz. Rexistra nella que Pachín de Melás consagró a la poesía “sus mejores afanes y entregó las más lozanas horas de su ingenio”, y afirma que la recatafila de títulos dramáticos estrenaos ( La sosiega, Secadiella, La Peñuca…) taben preñaos “de gracia y observación, y también de ternura”, asina como que nun perdieren puxu, porque, si se repusieren, amosaríen “una jugosidad tal -señala Adúriz- que (parecería) que acaban de ser entregados a la escena”.

Dende’l so puestu de cronista (que desendolcó ente’l 30 de xunetu de 1982 y’l día nel que falleció, el llunes 12 d’ochobre de 1992, tomando- yos el relevu a Xulio Somoza, Fabricio y Xoaquín Alonso Bonet) y bien qu’anantes como direutor de la Hemeroteca de Xixón, Adúriz desvivióse por llimpiar de yerros, tracamundios y tiñebles los recovecos del patrimoniu hestóricu que tenía que ver col pasáu llonxanu y cercanu del Principáu y de la so ciudá. Ta por facer entovía un repertoriu de la bayurosa collecha de temática asturianista que’l llabiegu d’Adúriz semó nel ámbitu inteleutual y popular p’allanar el conocimientu de los sos contemporáneos y de los que vinieren depués, un llabor espléndidu y metódicu, irrenunciable pa él, qu’acometió con aplicación espantando del so plan de trabayu la improvisación, los xuicios emprestaos y los moos xostrones que presenten dellos especialistes (sic).

La obra d’Adúriz compónse d’artículos, llibros y ensayos de calter investigador, pero nella tamién atopó sitiu pa la creación poética, estaya na que recibiera dellos premios. A Adúriz debémos-y la lletra de “Figurines de barro”, un afiláu villancicu de resonancies tradicionales que musicara, nos entamos de los 70, otru grande qu’hai yá diez años que falta, Antolín de la Fuente. Asina recriaba l’autor xixonés la perconocía escena del nacimientu: “Decímoslo nosotros / col nuestru son floríu / en villancicu pal fíu de Dios. / Figurines de barro / pa col felechu, / y un lluceru esguilando / camín del pechu. / La mula ye una d’elles, / algo tra’l güé. / La Virxen, José y el neñu, / les otres tres. / Tres que son tres les vertudes. / Los Reyes tamién son tres, / cuatro les pates del horrio, / les de la panera seis. / Un solu el cura del pueblu / y abasta con un portal, / pa un villancico faen falta / toos los neños del llugar. / ¡Ay que ye Nochegüena! / ¡Ay, que ye Navidá! / ¡Ay que lo diz el gallu / per la corrá! / Decímoslo nosotros / col nuestro son floríu / en villancicu pal fíu de Dios”. Nun sedrá l’únicu casu de versu bable pa interpretase cantáu, pos arriqueció partitures con testos como, por exemplu, La llechi del güen amor. L’envís relixosu de só quedara yá perafitáu n’estrofes marianes como esta qu’acoyó’l diariu Voluntad( collaboró, arriendes, en El Comercioo LA VOZ DE ASTURIAS) el sábadu 8 d’avientu de 1945: “A tus plantas llorando pesaroso / mil plegarias trenzara bienhadado / que tan sólo, Señora, a vuestro lado / mi pecho encontrara dulce reposo”.

La fras que sigue pertenez a una obrina teatral de Pachín de Melás pero roblaríala ensin problemes l’últimu cronista oficial que tuvo Xixón: “Asturias, te amé como pude, con cuanto amor pude albergar en mi alma” ¿Cómo-y retribuyeron a Patricio Adúriz les autoridaes rexonales l’asturianismu de quien tantu enfotu punxo por prestixar la cultura d’esti país na serie Viñetas asturianas? Lleven tres llustros pagándo-y cola moneda d’usu más corriente ente nós: indiferencia y silenciu. Pa chase a llorar y nun aparar, porque, recordémoslo, nel so funeral l’entós alcalde de Xixón, Álvarez Areces, declaró qu’Adúriz yera “una parte importante de la cultura de Gijón, un estudioso de la vida local y un profesional cuyo vacío será muy difícil de llenar”.

(de La Voz de Asturias, 16-01-2008)

Read Full Post »

XOSÉ LLUIS CAMPAL FERNÁNDEZ

Datada n’Uviéu ta la segunda composición del sacerdote José Aniceto González que desapovisamos y qu’apaeciera por primer vegada na segunda páxina del exemplar del periódicu ‘El Carbayón’ correspondiente al llunes 2 de payares de 1896. Preséntamos a una probe muyer campesina, arreventá de trabayar y pasar llaceries, qu’enriestra un soliloquiu, un rezu a Dios, nel que cavilga so la fugacidá d’una esistencia ensin recompensa no material y qu’atufa a mentires; ehí apréciense les intenciones doctrinaries del cura José Aniceto González, que dexa perclares na estrofa final, cola apelación a una vida virtuosa pa estrapayar el materialismu terrenu, una virtú pescanciada como heriedu del sacrificiu de Cristu nel Gólgota. Desplícase la muyer cómo too caduca ensin remediu y cómo queden les preocupaciones mayores reducíes a forgaxa, pos la muerte igua’l desequillibriu social, lo que ye una recurrencia d’inatu cuñu manriqueñu, colos rentables tópicos lliterarios del «tempus fugit» virxilianu y del «pulvis et umbra» horacianu. El poema, en cuartetos endecasílabos rimaos consonánticamente, entitúlase ‘La oración de una aldeana’ y diz asina:

Currucá’n un rincón de xunta’l llar,
y puesta en mesmu suelu de cuclilles,
la barba sofitando’n’es rodilles
como vieya cansá de trabayar;
púnxeme’n isti añu munches veces,
falando con mio mesma d’isti modu:
Siñor, pues to poder lo abarca todu,
¿fai que yo piense en Ti como mereces!
Un vientu seliquín entró al momentu,
faciendo un pocu ruidu, al esmucise
per un ventanuquín que yo abrir quise,
pa que allumás la lluna mió aposentu.
La güela xunta el fueu taba filando,
sin gurgutar la probe nin migayu,
que el filar á só edá ye gran trabayu,
y la estopa moyar de vez en cuando.
¿A qué tiempos llegamos!, yo pensaba
a la vieya al mirar ansina en tientes.
¿Oh, mundu engañador, cómo tu mientes!
Facer casu de ti ye gran bobada.
¿Qué queda de nosotros’n isti suelu?
¿Qué foi de munchos seres la guapura?
¿Ay, todu va parar’n ‘a sepoltura!
¿Todu nella s’acaba en sin consuelu!
El siñorón que de tayaes fartucu
s’asienta y arrecuesta en sin cudiao,
el probín que de pan ‘n agua moyao
dá á su estómadu solo un garitucu,
todos al fin y al cabo ¿oh vida mía!
a só cuerpu’n ‘a tierra dan morada.
Afanase en ser ricu… ¿babayada!
Tener pena en ser probe… ¿tontería!
Una cosa na más fáinos dichosos
nisti mundu falaz, de trampes llenu,
la vertú, guapa flor que en nuestru senu
debiéramos guardar muy recelosos.
Aquesta siempre fixa’n ‘a memoria
guardará nuestra alma, imaxen bella
d’aquel Ser que’n ‘a Cruz morrió por ella,
d’aquel Ser que’n ‘a Cruz nos dio la gloria.

(d’El Comercio, 8-01-2008)

Read Full Post »

Redacción

La presentación n’Uviéu del llibru Lías, apendiz de contador d´hestories, de Xuan Carlos Crespos abrió esti xueves la segunda xornada, de les trés coles va cuntar la Xunta d’Escritores Asturiana 2008. A les 18 hores, el miembru del RIDEA, Xosé Lluis Campal dió llectura a la so ponencia “Preocupaciones humanistes na poesía de Carlos García Velasco (1973-1975)” cola que se dió paso a la parte principal de la xornada.

Xosé Lluis Campal quiso facer referencia en primer llugar al papel xugáu nos años 70 pol diariu Región, “que munchu enantes de qu’apaecese la seición Alitar Asturies en El Comercio o la seición Conceyu Bable en Asturias Semanal”. El diariu Región tenía una seición dedicada a la poesía en asturiano y elli apaecen espublizaos ocho poemes d’un autor que Campal quier recuperar pala hestoria del Xurdimientu, convencíu de la so importancia de los primeros momentos de la recuperación de la llingua y la lliteratura asturianes: Carlos García Velasco.

L’autor, del “qu’enxamás nun se fala nin entós nin anguaño”, tien de recuperase pa entender un poco meyor aquelles dómines. García Velasco, nestos poemes espublizaos en Región ente’l 73 y el 75, entama a emplegar, por exemplu otobre en llugar d’ochobre, lo que según Campal “hai un deseu por conectar on un tipo de llector, receptor contemporáneu, ya nun escribe pala xente de les xeneraciones del 50 o del 60, sinon pa los que se tan abriendo al procesu de recuperación y dignificación del asturianu”. El desasosiegu por la nun aceptación d’una realidad que-y esmolez: eses verdades a les que nun se-yos abre la puerte, en referencia a la situación del asturianu.

Campal, especialista en oesía minera, “que ye poesía de destrucción, d’acabamientu” camienta que “hai pocos escritores de les dómines de los 80 y los 90 que faigan coses tan interesantes como les que fai esti rapaz nos años 70”, un poeta que “esprésase autobiográficamente”.

(d’Asturnews, 4-01-2007)

Read Full Post »

« Newer Posts